Cuando vuelva Jesús, por David Pawson

Disponible desde:

Compartir con:

Twitter-Icon_34073Email-Icon_33999Facebook-Icon_34072Google-Plus-Icon_34047

El autor de este maravilloso libro nos  dice que  nuestra actitud hacia el futuro es ambigua, una mezcla de temor y fascinación. Queremos saber lo que va a pasarnos a nosotros y al resto de la raza humana – ¡y no queremos saber! Si fuera posible, ¿quién de nosotros quisiera saber la fecha de nuestra muerte o del fin del mundo?

Somos la primera generación que vive con la posibilidad de que ambas fechas pueden coincidir. En una encuesta, la mitad de los adolescentes creía que su muerte y la muerte de nuestro planeta serían simultáneas. Ya sea mediante un holocausto nuclear (un temor decreciente) o por contaminación ambiental (un temor creciente), los días de vida sobre la tierra parecen estar contados. De nuevo, nuestra reacción es inconsistente, aun contradictoria.

Por un lado, muchos intentan olvidarse del futuro y tratan de exprimir la mayor cantidad de propósito y placer posible del presente. “Comamos y bebamos, porque mañana moriremos” (¡esto está realmente en la Biblia! Isaías 22:13, citado en 1 Corintios 15:32). “Existencialismo” es el nombre para esta filosofía de vida, y está muy extendida. Por el otro lado, hay más interés en el futuro y en los esfuerzos por cambiarlo que nunca antes, un entusiasmo que orilla el pánico. Las actitudes cubren un amplio espectro, desde el optimismo exaltado hasta el pesimismo depresivo, a veces pasando de un extremo al otro y desde la fe hasta el fatalismo.

Hablando ampliamente, hay tres formas en que podemos penetrar el velo que oculta el futuro de nosotros.

Primero, el método supersticioso. La adivinación es una práctica antigua pero todavía muy viva. Los clarividentes y los médiums, las bolas de cristal y las tablas de ‘huija’, las cartas del tarot y las hojas de té – hay muchas formas. Seis de cada diez hombres y siete de cada diez mujeres leen sus horóscopos cada día; ningún diario o revista popular se atrevería a descuidar las estrellas. Y, sin embargo, se estima que ninguno de estos canales ha acertado más del 5%, lo que significa que están al menos un 95% equivocados. Sólo aquellos dispuestos o que quieren ser engañados se olvidan de los errores y se concentran en los pocos aciertos.

Segundo, el método científico. La deducción a partir de la observación es la herramienta básica de la ciencia moderna. Calcular las tendencias presentes y proyectarlas es la preocupación de la “futurología”, como se denomina a la técnica actualmente. Se están estableciendo cátedras profesionales sobre este tema en universidades, especialmente aquellas que se especializan en la tecnología. Las esferas industriales, comerciales y políticas tienen sus “tanques de ideas.” Más de un programa de computadora ha calculado la fecha probable del fin del mundo como el año 2040 (tomando en cuenta el crecimiento de la población, los recursos de alimentos y de energía, la descomposición del medio ambiente, etc.). La precisión media de los resultados publicados ha sido hasta ahora de alrededor del 25% o, para ponerlo en forma negativa, un 75% equivocado. Los pronósticos de corto plazo, como sería de esperar, son mucho más confiables que los de largo plazo.

Tercero, el método escritural. La declaración acerca de eventos futuros es un rasgo característico de la Biblia. Dice contener las palabras de Dios (¡”Así dice el Señor” ocurre 3808 veces!), la única persona que está en una posición de “anunciar lo por venir desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho” (Isaías 46:10). Más de un cuarto de los versículos en la Biblia contiene una predicción acerca del futuro. En total, 737 predicciones distintas son hechas, desde algunas hechas una sola vez hasta otras hechas cientos de veces.

 

scribddDescarga un capitulo  desde Scribd

goodreadsLee los comentarios en GoodReads

Datos del libro:
Categoría: Doctrina
ISBN: 1909886092
Editorial: Anchor Recordings
Páginas: 228
Edición: 
Medidas:
Formato: fisíco,  kindle 

 

Contáctanos contactosPara reseñar y y publicar tu libro en esta plataforma.

 

Haz tu comentario

Comentarios